Paella de pollo con gambas

Estándar

En mi familia es costumbre hacer los domingos paella de pollo, y si alguno no se hace este plato, parece que no es domingo. El secreto de una buena paella es que el sofrito esté bien hecho, es lo que le da un gustillo especial. Lo ideal es acompañarla con una buena ensalada. ¡Así que vamos a ello!

Ingredientes para 4 personas.

350 gr. de arroz, 8 alitas de pollo limpias (la cantidad es optiva, depende si os gusta encontraros mucho pollo o no), 2 tomates medianos maduros, 2 pimientos verdes medianos, 2 dientes de ajo, 1/2 paquete de sazonador para paellas, 1/2 cucharadita de colorante alimentario, 150 gr. de gambas, 150 gr. de guisantes, aceite, sal, vino blanco.

Elaboración.

Se trocean las alitas de pollo y salpimentamos. Se limpian los pimientos y cortan en trozos pequeños. Pelamos los tomates, les quitamos la semilla y troceados en daditos. Se pelan los ajos y también los troceamos pequeños.

Empieza lo bueno. Un paelllera o sartén incorporamos aceite de oliva, unas 4 cucharadas, cuando esté caliente agregamos los ajos, cuando estos empiecen a coger color, añadimos el pollo y movemos para que no se pegue, cuando coge color bajamos el fuego a medio y añadimos el vino (aproximadamente 65 ml.) y dejamos que el alcohol se evapore (unos 15 minutos).

Con posterioridad, agregamos los pimientos y un buen puñado de sal, y dejamos que se hagan bien. Cuando esté hecho el pimiento añadimos el tomate y otro buen puñado de sal y dejamos que se haga bien.

No tengáis miedo con la sal, ya que el arroz la absorberá casi toda.

Cuando ya esté hecho el tomate, agregamos el arroz, otro puñado de sal, el colorante y el sazonador de paella y removemos bien para que todo coja color. A continuación incorporamos el agua, la medida del agua es siempre el doble del arroz (unos 700 ml). Este agua la habremos calentado previamente en un cacillo con sal, sólo calentar no hervir. Después añadimos las gambas y los guisantes.  Ponemos fuego fuerte y cuando empiece a hervir bajamos a lento, y dejamos que se haga lentamente en unos 20 minutos.

Pasados los 20 minutos el arroz estará listo.  Apagamos y apartamos del fuego y cubrimos con un paño. Dejamos reposar de 5 a 10 minutos, depende de vuestra voluntad.

En la mesa.

Os aconsejo que para este momento tengáis  cortado queso y del vinito blanco que habéis echado al pollo una copita para cada comensal. Así estarán entretenidos esos 10 minutos.

¡ Buen provecho !

Anuncios

Un comentario »

  1. ¡Te falta ponerle queso emmenthal y meterla en el horno!. Eso sí, yo no lo llamaría paella, que el arroz con cosas no es paella. Si viajas por Valencia verás que la paella jamás lleva guisantes y no mezcla carne con marisco.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s